arrebásalo

¡Arrebásalo, arrebásalo!


Al rodar, no tenemos a nuestro lado un copiloto que nos incite; pero sí tenemos una voz interna que muchas veces nos ha dicho algo parecido: arrebásalo

Dentro de nuestra caótica ciudad, es muy común encontrarnos con diversos obstáculos de toda índole, principalmente automóviles  a los cuales queremos dejar atrás, es decir, ¡arrebasarlos!; pero, ante todo, hay que hacerlo de forma segura, por ello he aquí unos consejos:

El primero que me viene a la mente, y me ha funcionado, es, de entrada, tener conciencia de que no vamos a superar la velocidad de un auto, sobre todo si somos principiantes, así que no tratemos de ponernos con Sansón a las patadas.

Para rebasar exitosamente hay que considerar el cambio de carril. Debemos verificar que haya un hueco al cual nos podamos incorporar, porque, de lo contrario, tendríamos que solicitar el paso a otros vehículos. Ahora, podemos hacer esto último estirando la mano y siempre buscando hacer contacto visual con el otro conductor.

Pic by http://www.bikenewyork.org.
Y para los expertos que quieran probar qué tan duchos son en la rebasada, éntrenle al quiz: http://www.bikenewyork.org/learn/quiz/share-the-road-quiz/

Hay que prevenir muy bien nuestros movimientos y estar seguros al realizarlos, o podríamos perder el control de la bici.

Por regla, los vehículos deben guardar un metro de distancia entre sí (no olvidemos que al ir sobre dos ruedas, somos un vehículo más); pero, bueno, sabemos que muchas veces esto no se respeta. En caso de que algún auto pase muy cerca de nosotros al hacer el rebase, simplemente hay que mantener la calma y, sobre todo, nuestro trayecto.

Por otro lado, AUTOS: respeten el espacio del ciclista, please.

)”]Si el obstáculo es un vehículo de transporte de pasajeros, el rebase será siempre por la izquierda, hay que tomar en cuenta que puede haber personas subiendo o bajando del mismo, que las paradas son impredecibles, sobre todo para realizar descensos, así que mejor no arriesgarnos: podríamos atropellar alguien o ser presa de una lluvia de pasajeros.

Tomen en cuenta estos consejos y, si desean saber más y ponerse bien truchas en el tema, en el Manual del Ciclista Urbano nos dan el ABC del rebase. Si aún no cuentan con su manual, pueden obtenerlo a través de @Bicitekas o bien consultarlo en esta liga:

http://www.df.gob.mx/index.php/manual-del-ciclista-urbano-de-la-ciudad-de-mexico

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s